viernes, 15 de noviembre de 2013

¡Los bancos de Canalejas han muerto, viva el complejo hotelero de Canalejas!





La Comunidad de Madrid aprobó ayer la modificación del Plan General de Ordenación Urbana la cualpermite que los 52.000 metros cuadrados de la manzana de Canalejas se conviertan en un hotel de lujo y un centro comercial.

Y lo que es peor, se da carta blanca el recrecimiento de tres plantas que romperán la estética de unas fachadas emblemáticas de Madrid, tal como lo contaron los organizadores de Madrid, Ciudadanía y Patrimonio en la visita guiada. Os pondré las fotos que hice directamente a la pantalla de televisión donde se ve perfectamente dicho recrecido. Un horror.

Si ya de por sí es una mala noticia, el portavoz del Gobierno Regional, Salvador Victoria, señala que este cambio «no sólo se podrá aplicar en el proyecto de Canalejas, sino en general en todas las parcelas catalogadas, en todas las parcelas no catalogadas del casco histórico y en las colonias protegidas de la capital». ¡Y se queda tan pancho! No hace honor a su nombre de salvador.

¡Bien, sí, señor, da gusto cómo sus señorías protegen nuestro patrimonio!

A partir de ahora veremos cómo los chalecitos de las colonias que se construyeron al amparo de las sucesivas leyes de Casas baratas en el siglo pasado, irán cayendo bajo la piqueta para construir lujosos edificios de viviendas. ¡Sí, señor! Y así podrán caer el Beti-Jai o el edificio de El Imparcial, incluidos en la visita guiada como cayó no hace mucho la Puerta del Río, por ejemplo.

¡Grrrrrrrrrrrrrrrrrr hay cosas que claman al cielo y me cabrean enormemente!

El no muy extenso libro del Madrid desaparecido lleva camino de convertirse en un catálogo de despropósitos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada