jueves, 14 de noviembre de 2013

Huelga de limpieza: El Ayuntamiento sabía que habría despidos







«Madrid no puede esperar más», Ana Botella dixit.



 Cierto, los madrileños, invadidos de basura por todas partes, no podemos esperar más, pero es que la medida llega tarde y mal. Desde que puso en subasta en agosto la adjudicación de la limpieza viaria, ya se sabía que iba a ver despidos y esta medida es la que ha provocado la huelga de los trabajadores de la limpieza.



Ayer, en la rueda de prensa la alcaldesa fue preguntada si tenía conocimiento de que se producirían despidos, a lo que ella respondió «rotundamente no, no conocíamos ningún plan de ninguna empresa».



Señora alcaldesa y señor delegado de Medio Ambiente del Ayuntamiento de Madrid, Ana Botella y Diego Sanjuanbenito Bonal, respectivamente, si sabían de antemano como señala El País, que habría despidos (adjuntan documento), a eso se le llama “premeditación y alevosía” y no sabemos si además fue también con “nocturnidad”. Cualquier cosa es posible.



Y ahora que los madrileños no podemos esperar más, como bien dice nuestra querida y nunca bien ponderada alcaldesa, habrá que tomar medidas drásticas para limpiar Madrid de tanta basura, que más que una ciudad, parece un vertedero. Y por eso, Ana Botella dijo que la empresa Tragsa se encargaría de limpiar las calles a partir de hoy. «Houston, tenemos un problema»: dicha empresa se niega, los trabajadores no quiere ser utilizados como «revientahuelgas». Y con toda la razón, claro.



A grandes males, grandes remedios: ¿Qué les parece soltar aves carroñeras para limpiar las calles? Les aseguro que dejarían las calles impolutas y, además, sale gratis, no cobran por la limpieza. Vamos, un chollo.



No hay comentarios:

Publicar un comentario