lunes, 25 de noviembre de 2013

Barbieri.



Entre las calles de Infantas y Augusto Figueroa. 

Se llamó primeramente calle del Soldado. Se dice que este nombre procedía de un soldado de Guardias Españolas que se enamoró de una joven que quería ser monja. Como el joven pretendía casarse con ella, no consintió que su amada se metiera a monja y por eso, en un arrebato, le cortó la cabeza y la depositó en el torno del convento diciendo que era un regalo de la futura novicia. Cuando la abadesa sacó la cabeza del saco, ésta abrió los ojos y llorando exclamó «¡Madre!». El soldado murió ajusticiado y su mano derecha fue colocada en un palo en el lugar donde cometió el crimen. 

Desde 1894 recibe el nombre de Barbieri, en recuerdo del compositor madrileño de zarzuelas Francisco Asenjo Barbieri (1823-1894), cuya obra más conocida es El barberillo de Lavapiés.


Del libro “Los nombres de las calles de Madrid”, Isabel Gea.
5ª Edicion - Fecha de la publicación: 14 Mayo 1993
Precio  6.90 €. / Ebook 3.45 €.
Editorial: Ediciones La Librería.
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario