jueves, 8 de enero de 2015

Y la llama volvió a prender





Después de que El Mundo denunciara el domingo pasado que la llama votiva situada frente al Monumento a las víctimas caídas por España llevara varios días apagada, el problema se solucionó “ipso facto” pues la celebración de la Pascua Militar se echaba encima. Y, el mismo lunes 5, al día siguiente de la denuncia del diario, la llama perpetua volvió a prender en memoria de todos los caídos.

¡Las cosas bien hechas, bien parecen!

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada