miércoles, 7 de enero de 2015

Balance del Ayuntamiento: 30.000 multas al mes





El aumento del número de radares situados por toda la ciudad se salda con una cifra escandalosa de recaudación: los sufridos madrileños pagamos 30.000 multas mensuales por exceso de velocidad. El Ayuntamiento “solo vela por nuestra seguridad” y por eso, acosa y persigue impunemente a los automovilistas que circulan a una velocidad superior a la permitida.

Todo sea por “nuestra seguridad”. ¡Manda hu****! Que diría Federico Trillo.

No hace falta que “velen” tanto por nuestra seguridad, que eso ya lo hacemos nosotros. Se nos toma por tontos cuando se nos dice que el Estado -y los ayuntamientos- “velan por nuestra seguridad”, cuando todos sabemos el afán recaudatorio que suponen las multas Punto. “Velar por nuestra seguridad” le sale muy, pero que muy rentable al Ayuntamiento. Y, al igual que los Presupuestos Generales del Estado incluyen el dinero que se va a recaudar por multas de tráfico, el presupuesto municipal madrileño para 2015 prevé unos ingresos de 93,6 millones.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada