Ir al contenido principal

Las rapaces madrileñas





Buenas y calurosas tardes desde mi Madrid del alma :)

Dicen que “de virgen a virgen” es cuando más calor hace, o sea del Carmen a la Paloma. La Aemet ha activado hoy el nivel naranja entre las 15 y las 21 horas por ola de calor. Tenemos ya 32º a las 14 horas y eso no ha hecho más que empezar a subir, para hoy se prevé que lleguemos a los 37º que es como no decir nada porque la medición la hacen en el Retiro y en la Ciudad Universitaria. O sea, que superaremos los 40 grados con un sol de justicia y ni una sola nube en el horizonte. Hay un 37% de humedad y una ligera brisilla -ardiente- a 4 km/h.

Nuestro amigo “Lorenzo” se ocultará a las 21:40 horas y la Luna solo está al 13,82% de luminosidad. El domingo será Luna nueva.

Empezamos este resumen de prensa que vine muy cargadito y lo hacemos con una noticia de las que me gustan, o sea, fauna urbanita.

Las siete parejas de halcón peregrino asentadas en Madrid han sido papás de once polluelos este año. Todo un récord. El comienzo de la noticia es muy entrañable, con el susto que se llevó una mujer al ver a un halcón en su ventana de la cocina. Ahora, ya está acostumbrada a verlo a diario. ¡Menudo lujo contar con un ave así en la ventana y junto al Bernabéu! Y la foto ¡no tiene desperdicio!

O la otra reseña de una monja del Gómez Ulla que recoge a los polluelos que, intentando echar el vuelo por primera vez, se caen al suelo de la azotea del hospital. Sor Águeda está siempre pendiente, cada vez que ve a un polluelo caído lo recoge y lo echa a volar.

La noticia incluye un plano de localización de los nidos de las parejas halconeras.

http://ccaa.elpais.com/ccaa/2014/06/27/madrid/1403895065_365479.html

Comentarios

Entradas populares de este blog

ASILO DE SANTA CRISTINA X

¿Por qué el edificio del Teatro Real tiene forma de ataúd?

El Teatro Real se construyó en el solar del antiguo teatro de los Caños del Peral que fue derribado por su mal estado en 1817. Un año más tarde, comenzó la construcción del nuevo teatro que se prolongó a lo largo de más de treinta años, siendo inaugurado en 1850 por la reina Isabel II. La planta del teatro resultó muy forzada por el solar que ocupaba, lo que había obligado al arquitecto Antonio López Aguado a articular la sala y el escenario de tal manera que quedaron muchos espacios vacíos así como un difícil tránsito a través de las alas y de las cajas de escaleras. Como la entrada por la plaza era de uso exclusivo para la familia real, y el público entraba por la fachada posterior en la plaza de Isabel II, los espectadores se veían obligados a recorrer interminables pasillos y escaleras. Pascual Madoz, en su Diccionario Geográfico señaló que «este edificio [el teatro] tiene la planta mas ingrata que para un edificio de esta clase ha podido elegirse». En cualquier callejero de Madrid…

ASILO DE SANTA CRISTINA VIII