domingo, 14 de septiembre de 2014

Los manteros invaden la Plaza Mayor



Me duele mi Madrid del alma: Los manteros invaden la Plaza Mayor

Buenos y seminublados días desde mi Madrid del alma :)

Según la Aemet (12:00 horas) tenemos 24,3º, 56% de humedad y vientecillo de 7 km/h con rachas de hasta 15 km/h. Para hoy, la agencia prevé que el termómetro llegue a los 30º y sol radiante intercalado con nubes de tipo estratocúmulos, que son esas blancas y grises con zonas oscuras en plan masas algodonosas y que no producen lluvia. El Sol desaparecerá un minuto antes: a las 20:29 horas y la Luna, en cuarto menguante, está al 71,09% de luminosidad.

Hoy empezamos este habitual resumen de prensa con una mala noticia para la Plaza Mayor: se han instalado en ella los manteros. ¡Lo que le faltaba a la plaza para acelerar su degradación!

Los manteros se han adueñado de la histórica plaza colocando, impunemente, sus objetos falsificados para su venta. El periodista Graciano Palomo en su columna de ayer de El Confidencial relataba en breves palabras en lo que se ha convertido Madrid con Ana Botella al frente del Ayuntamiento de Madrid: «Botella ha sido un desastre sin paliativos. Podemos hacerle un homenaje si quiere vestidos de chulapos, pero Madrid hoy es una ciudad perdedora, derrotada, sucia, cara, donde el poder político e institucional se sobrepone en todos los barrios a los derechos ciudadanos. Esto es así y no es de otra manera».

No se pude decir más alto y claro.

Y por mucho que quieran lavarle la cara a la Plaza Mayor y transformar en hotel de lujo la Casa de la Carnicería, si no comenzamos a trabajar desde abajo, Madrid, su Plaza Mayor, la Puerta del Sol, las zonas turísticas y las que no, seguirán siendo una pocilga por donde las basuras y las inmundicias campan por todas las esquinas, donde las estatuas vivientes, los Bob Esponja, Mickey Hello Kitty y demás, los manteros, los mendigos a las puertas de las iglesias y supermercados, las bandas de carteristas rumanas, los vendedores de flores, collares y relojes (falsos), los malabaristas y vendedores de klinex en los semáforos y los “colchoneros”,  no los del Atleti sino los otros que cada noche portan el suyo para dormir bajo los soportales o donde les pille más cerca, y demás fauna suburbana, si no comenzamos a trabajar, como decimos, desde abajo y limpiamos todo Madrid de punta a punta, seguiremos teniendo una ciudad completamente degradada. A esto es a lo que ha llegado nuestra amada ciudad en tres años de gestión de la que ha sido la primera mujer alcalde de Madrid.

Decía Unamuno aquello de “me duele España”, a mí me duele Madrid, me duele mi Madrid del alma totalmente irreconocible, me duele mi ciudad antaño en la cúspide de las capitales europeas más valoradas y ahora en el fondo de un auténtico vertedero -rodeada de basura por las cuatro esquinas- y hundida en un secarral con árboles enfermos, secos y quebradizos que ya han matado a dos personas y herido a unas cuantas.

Me duele mi Madrid del alma que va viendo cómo su patrimonio va desapareciendo impunemente en aras de un falso modernismo que quiere transformar enclaves históricos en mega centros comerciales y hoteles de lujo sin respeto por la historia y la tradición.

La próxima persona que reciba el bastón de mando de la alcaldía va a tener mucho trabajo por delante para devolver a Madrid al lugar que le corresponde, al lugar del que nunca debió descender. Mientras tanto, hasta que todo eso cambie y recuperemos nuestra ciudad, algo que nos llevará muchos muchos años, me seguirá doliendo mi Madrid del alma.


2 comentarios:

  1. Pues como venga correcaminos Espe lo vamos a seguir teniendo claro...
    Nos vemos en la Plaza Margareth Thatcher tomando un "relaxing cup of tea"...
    Saludos,
    JdG

    ResponderEliminar
  2. Juajuajuajuajuajua ¡muy bueno, Javier!

    Y por cierto, bienvenido al blog :)

    ResponderEliminar