jueves, 14 de febrero de 2013

EL SUSTO DE LOS HABITANTES DEL ZOO

Durante la Guerra Civil, la Casa de Campo fue línea de frente, por ello, aún hoy, es posible encontrar restos de balas y proyectiles enterrados. 

En la construcción del Parque de Atracciones se encontró un obús y más recientemente, en las obras del delfinario del Zoo apareció un gran artefacto que tuvo que ser explosionado por artificieros del ejército, provocando un gran susto entre los animales del recinto. * (Ver Casa de Campo).


Del libro “Curiosidades y anécdotas de Madrid”, Isabel Gea.
Ediciones La Librería. 10ª edición. 6,50€.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada