domingo, 23 de junio de 2013

¿Por qué no se puede ver la fuente más antigua de Madrid?




La fuente de los Caños del Peral es la más antigua de Madrid. Apareció en 1990 durante la remodelación de la estación de metro de Ópera. 

La fuente, de unos veinticinco metros de longitud, se conservaba en perfecto estado y se halla emparedada detrás de un andén.

La fuente de los Caños del Peral hallada fue construida en 1565 y reformada en 1625 cuando se forró la fachada con un gran friso de sillares almohadillados y se sustituyeron las pilas independientes por una corrida en la que se colocaron seis o siete caños. 

En su día se barajó la idea de exponerla al público tras una mampara de cristal, pero hasta la fecha, sigue escondida detrás de la pared del andén.



Del libro “Los porqués de Madrid”, Isabel Gea.
Ediciones La Librería. ___ edición. ___ €.
http://www.edicioneslalibreria.es/

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada