martes, 15 de abril de 2014

Fuencarral.



Entre la Gran Vía y la glorieta de Quevedo. 

Este era uno de los dos caminos que conducían a Fuencarral. 

Hasta el siglo XVI los montes del pueblo de Fuencarral se extendían hasta esta zona, por lo que no se convirtió en calle hasta el reinado de Felipe III. Sólo había algunas edificaciones aisladas como la quinta del Buen Pastor (en la calle del Divino Pastor) o la ermita de San Pablo (donde hoy se levanta el Museo Municipal aproximadamente) y alguna que otra casa rústica en los bordes del camino de Fuencarral.


Del libro “Los nombres de las calles de Madrid”, Isabel Gea.
5ª Edicion - Fecha de la publicación: 14 Mayo 1993
Precio  6.90 €. / Ebook 3.45 €.
Editorial: Ediciones La Librería.
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada