viernes, 13 de junio de 2014

Juan de Herrera.




Entre la calle de Calderón de la Barca y la plaza de San Nicolás. 

Esta calle se abrió en el solar del derribado convento de Constantinopla (del que ya se ha hecho referencia al hablar de la calle del Biombo) y recibió el nombre del arquitecto Herrera, porque fue enterrado en la vecina iglesia de San Nicolás. 

Juan de Herrera (1530-1597), después de ser militar durante su juventud, fue nombrado Arquitecto Mayor de Felipe II y por encargo de éste terminó de El Escorial y realizó las obras reales en Aranjuez, Toledo y Madrid imponiendo su propio estilo, el llamado estilo herreriano, con un marcado sello de austeridad, que representa el carácter y el ambiente de la época de Felipe II. Su obra más representativa en Madrid es el puente de Segovia.
 



Del libro “Los nombres de las calles de Madrid”, Isabel Gea.
5ª Edicion - Fecha de la publicación: 14 Mayo 1993
Precio  6.90 €. / Ebook 3.45 €.
Editorial: Ediciones La Librería.

No hay comentarios:

Publicar un comentario