Ir al contenido principal

Pinceladas madrileñas: Casa del Ratoncito Pérez.


 

Comentarios

  1. Precioso dibujo, Mayrit. La tradición del Ratón para la perdida de los dientes de leche parece ser más antigua que el relato de Luis Coloma para Alfonso XIII. Se encuentra la posible raíz en un cuento de Madame d’’Aulnoy en Francia (siglo XVII) que se llama “La bonne petite souris”, y relata como un hada buena ayuda a un rey y una reina a deshacerse de las maldades de otro rey cambiándose en ratón hembra y metiendo bajo la almohada y la oreja del rey malo mientras duerme. Le hace perder todos sus dientes en una noche. Este cuento derivó en la tradición de poner los dientes de leche caídos en un pañuelo debajo de la almohada de los niños y viene “La petite souris” a dejar dinero a cambio del diente perdido en el pañuelo. Otras tradiciones siguieron en varios países: El Ratón Pérez en España , “El hada de los dientes” anglosajona con alas, el Mickey Mouse, versión ratóncito con diente de leche, los angelitos que se llevan los dientes en Cataluña, un leprechaun o duende, llamado Anna Bogle, en Irlanda. En Rumanía y Moldavia es un cuervo el que se encarga de este trabajito. (Traducido de datos de https://gravure-events.fr/blog/la-legende-de-la-petite-souris-n10 )

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias por los datos, Iris.

      (Traté de resumir lo más posible, de ahí que no incluyera otros orígenes y me ceñí solo al padre Coloma).

      Eliminar
  2. Aquí se trata de la Casa-Museo del Ratón Pérez que tan bien has dibujado. Se ve que, aunque la leyenda del ratón de los dientes de leche existe en muchos países del mundo, el único país que le honra con una Casa-Museo en su capital es España y está en Madrid en la calle Arenal. En cuanto al Ratón Pérez, su existencia se pierde en la "época anterior a la de María Castaña", y debe viajar a muchos lugares extranjeros también. Dan fe de ello los dientes de leche de personajes como Beethoven, Isaac Newton, la escritora de literatura infantil Beatrix Potter y unos cuantos más que expone. No todos los dientecillos se los llevan los cuervos, los angelitos, ni los duendes...

    ResponderEliminar
  3. Gracias, Iriris, por la inofrmación.

    Procuro que mis pinceladas de texto no sean demasiado largas. Están pensadas para Twitter: Dibujo + texto = tuit siglo XXI. Por desgracia, la gente ya no lee hilos largos en Twitter.

    Besos,
    "Mayrrit"

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

¿Por qué el edificio del Teatro Real tiene forma de ataúd?

El Teatro Real se construyó en el solar del antiguo teatro de los Caños del Peral que fue derribado por su mal estado en 1817. Un año más tarde, comenzó la construcción del nuevo teatro que se prolongó a lo largo de más de treinta años, siendo inaugurado en 1850 por la reina Isabel II. La planta del teatro resultó muy forzada por el solar que ocupaba, lo que había obligado al arquitecto Antonio López Aguado a articular la sala y el escenario de tal manera que quedaron muchos espacios vacíos así como un difícil tránsito a través de las alas y de las cajas de escaleras. Como la entrada por la plaza era de uso exclusivo para la familia real, y el público entraba por la fachada posterior en la plaza de Isabel II, los espectadores se veían obligados a recorrer interminables pasillos y escaleras. Pascual Madoz, en su Diccionario Geográfico señaló que «este edificio [el teatro] tiene la planta mas ingrata que para un edificio de esta clase ha podido elegirse». En cualquier calleje

¿Por qué los madrileños llaman Lista a la calle de José Ortega y Gasset?

La calle de José Ortega y Gasset recibió este nombre en 1955, cuando se eliminó su primera denominación, calle de Lista, el cual se asignó en 1871 y estaba dedicada al sacerdote, escritor y matemático sevillano del siglo XVII, Alberto Rodríguez Lista y Aragón.  A pesar de los años transcurridos desde que recibió su nueva denominación, popularmente, los madrileños la siguen llamando Lista, quizá también por la permanencia del nombre en la estación de metro. Del libro “Los porqués de Madrid”, Isabel Gea. Ediciones La Librería. ___ edición. ___ €. http://www.edicioneslalibreria.es/  

¿Por qué El Corte Inglés se llama así?

El Corte Inglés era inicialmente una tienda dedicada a la sastrería de ropa para niños. En ella se “cortaba” telas para la confección de la ropa.  Esta tienda abrió sus puertas en 1890 en la calle de Preciados esquina a Rompelanzas y Carmen. En 1934, Juan Gordo Centenera, su propietario, se la vendió a Ramón Areces por 150.000 pesetas.  Areces, que había emigrado a los quince años a La Habana (Cuba), cogió la idea de un gran almacén –tal como lo entendemos en la actualidad- de los almacenes El Encanto, de dicha ciudad, donde trabajó como aprendiz junto a su tío César Rodríguez.  Una vez en Madrid, comenzó con siete empleados en 1934 y, en 1940, trasladó el establecimiento a la calle de Preciados esquina a Tetuán donde permanece en la actualidad.  El Corte Inglés, con los años abrió varias sucursales en Madrid y en distintas ciudades españolas. Del libro “Los porqués de Madrid”, Isabel Gea. Ediciones La Librería. ___ edición. ___ €. http://www